Noticias
Cargando...

¿Cómo protejo el iPhone 5S sin ocultar el diseño?


La salida al mercado el iPhone 5S ha supuesto una nueva gama de colores, nuevos matices para los tradicionales blanco y negro, y sobre todo el color dorado.

Ante este despliegue de belleza, nos asalta siempre la misma duda. ¿Es lógico enmascarar un diseño tan cuidado con una funda?.

En mi opinión, la respuesta es NO. Aunque, por otra parte, me niego a llevar un iPhone 5S "desnudo", vulnerable ante los miles de peligros que acechan ahí fuera.

La solución.

Os hablo siempre desde mi punto de vista. La solución al problema pasa por colocarle al iPhone protección transparente. Un término medio entre la protección total de las fundas gomosas, con las que puedes lanzar el iPhone desde un séptimo piso, pero que lo ocultan de tal forma que impiden diferenciarlo de un Samsung Galaxy normal y corriente.

La carcasa que yo uso ahora mismo es esta carcasa totalmente transparente, justo la que os muestro en la imagen. Una funda muy asequible, fabricada en policarbonato que deja ver los detalles del iPhone 5S a la vez que ofrece una protección aceptable ante eventuales caídas. Por supuesto, su diseño deja completamente libres todos los controles y cámara del iPhone, condición "sine qua non" para que una funda sea usable.

Protección extra

Llamadme paranoico, pero yo soy de los que nunca llevo la pantalla del iPhone sin su protector, aunque tratándose del terminal estrella de Apple, también llevo un protector para la parte trasera que evita que pueda colarse algún tipo de suciedad entre la carcasa y el propio teléfono, una causa muy frecuente de picaduras en el aluminio con que está fabricado el iPhone 5/5S.

Con estos sencillos consejos(carcasa+protector pantalla+protector trasero) y un poco de cuidado, os garantizo que vuestro iPhone 5S estará como nuevo cuando llegue la hora de revender el terminal para renovarlo. Además, podréis lucir su espectacular diseño.
Compartir en Google Plus

Sobre Jorge Pizarro

Redactor en iPhoneWorld